Crítica: "La La Land". Seductor y clásico poema de sueños frustrados


Título: La La Land
Título Oficial: La La Land - La Ciudad de las Estrellas
Reparto: Emma Stone, Ryan Gosling, Amiée Conn, Terry Walters, Thom Shelton, Cinda Adams, Callie Hernández, Jessica Rothe, Sonoya Mizuno.
Director: Damien Chazelle
Calificación: 5/5 Estrellas.

Los musicales como género cinematográfico han ido perdiendo la importancia merecida que hace varias décadas impusieron joyas como "Singing in the Rain". Cuando hablamos de un musical, generalmente nos vienen a la cabeza aquellas reinterpretaciones de exitosas obras que han sido presentadas en los más grandes escenarios de Broadway. No vayamos lejos, cintas como "Los Miserables", "West Side Story", "Cabaret" o "El Mago de Oz", fueron una revisita de alguna obra popular que hasta la fecha sigue vendiendo entradas en la Gran Manzana, y que al ritmo de "I Dreamed a Dream", "All That Jazz" o "Somewhere Over the Rainbow", convirtieron en memorables melodías que le permitieron al espectador conectar con historias de supresión social, miedo y amor.

Es precisamente y sin lugar a dudas, este último sentimiento en el que Damien Chazelle construye la historia de "La La Land", la nueva propuesta del joven realizador (creador de la multinominada "Whiplash") que viene a demostrarnos su propia visión del género incorporando los mejores elementos de la Edad de Oro del cine clásico, en una era moderna que nos sumerge poco a poco en un contexto antiguo encerrándonos en un pintorezco cuadro que va pinceleando poco a poco.

"La La Land" nos presenta el episodio perspicaz de dos artistas que residen en la ciudad donde hay más sueños rotos que habitantes, Los Ángeles. Mia es una de las muchas aspirantes a actriz que tiene un trabajo estable y que busca el gran sueño de la fama. Sebastian, por otro lado, es un pianista que vive de las actuaciones de segunda, mismas que tiene que soportar para perseguir el sueño de abrir un club tributo al jazz clásico que ha sido olvidado. Un hombre tradicionalista, más no revolucionario. Los destinos de estos dos frustrados, se cruzarán para descubrir las más puras de las artes, consolidando un mundo de espectáculo que les hará cuestionar lo que están dispuestos a sacrificar con tal de cumplir sus sueños.
Gosling y Stone encarnan a un par de enamorados con sueños frustrados

La hoy sentenciada es mucho más que un musical, el film que ha sido nominado recientemente en catorce categorías en los Premios Oscar, brilla con luz propia y no bajo la sombra de su predecesora; pero brilla no sólo en el ámbito filarmónico. El diseño de vestuario, el arte de cada set y la magnánima fotografía, van fusionándose hasta formar un cosmos melódico, que a pesar de estar situado en la época actual, nos permite recordar los años 50's con coloridas paredes y alarmantes vestidos unitonos; como si desde los primeros segundos los artistas se hubiesen quedado atrapados en una cápsula de tiempo invitando al espectador a formar parte de este cuadro orquestal.


"La La Land" nos introduce a una Emma Stone soberbia, sútil y al mismo tiempo sofisticada y carismática que encuentra el perfecto complemento con Ryan Gosling. Ella, nos muestra matices interesantes y una paleta de emociones perfeccionadas que dejan atrás sus primeros papeles, y él, explota con estilo esa aura de galán de Hollywood con un punto de comicidad y melancolía que nos evoca a los grandes representantes del género.

En cuestión narrativa "La La Land" es donde encuentra su principal detractor. No me malinterpreten, el viaje es divertido y visualmente emotivo, pero a la hoy sentenciada le cuesta trabajo encaminarse. Si bien tenemos espectaculares números musicales de apertura, con faramalla artística y maravillosos planos secuencia, el tono y la intención principal del film comienza a construirse hasta que nos penetran extrasensorialmente con "Epilogue" de Justin Hurwitz, una pieza exquisita que se convierte en el sello de la producción y que no necesita de todo un compendio de instrumentos pues se caracteriza por las rectangulares teclas del piano.

La Ciudad de las Estrellas está lista para recibir a Mia y Sebastian
La cronología del romance entre estos dos artistas incomprendidos, va desprendiendo varias piezas aplaudibles compuestas y escritas por Hurwitz que van acompañando esta lucha de ideales y de ambiciones. Piezas como "A Lovely Night", "City of the Stars" o "Someone In the Crowd", nos hacen adentrarnos en un oasis de emociones, lágrimas, risas, fracasos y miedos.

"La La Land" es un baile seductor que comienza con pasos torpes pero que se va desenvolviendo de forma melódica hasta llegar a un clímax efervescente y excitante que se destaca por sus amplias volteretas y técnicas impecables. Una danza que Ryan Gosling y Emma Stone van haciendo suya de manera paulatina y que gira entorno a lo efímero de los sueños, a la epítome de la juventud.

El cierre de esta galardonada segunda cinta de Chazelle, se convierte en un poema para los sentidos, una secuencia que da claridad a la historia y restriega en el rostro una realidad absoluta. El director, conjuga a la perfección los sentimientos y aspiraciones de dos artistas frustrados y logra enigmatizar el amor con una paleta de matices y colores repletos de fantasía y música dentro de una tierra llena de contrastes.


Tráiler Oficial


Con la tecnología de Blogger.